BICHECTOMÍA O RESECCIÓN DE LAS BOLAS DE BICHAT

La bichectomía es la cirugía que permite eliminar los paquetes grasos localizados en el espesor de las mejillas llamados bolas de Bichat. Mediante la extracción de dichas bolsas grasas se consigue un afinamiento de la cara, mejorando el contorno del facial y un pómulo más anguloso y definido. 

Cualquier paciente que busque redefinir el contorno redondeado de su rostro, y marcar el límite existente entre el pómulo y la mejilla. Esta cirugía está recomendada a partir de 16 años, un vez el desarrollo facial ha finalizado.

Existen variaciones raciales en cuanto al tamaño de las bolas de bichat, siendo de mayor tamaño en latinos y asiáticos, cuyos resultados son más evidentes.

Las bolas de Bichat son un acúmulo graso localizado en el espesor de la mejilla, que mejora el deslizamiento entre los músculos encargados de la masticación. Su función principal es la de mejorar los movimientos de succión durante la etapa lactante, siendo prescindibles en la edad adulta.

La bichectomía es una intervención que se realiza de forma ambulatoria con anestesia local, en la que se realiza una pequeña incisión de un centímetro en el interior de la mejilla a nivel del segundo molar. A través de esta incisión se extraen las bolas de Bichat y se sutura. No existen cicatrices externas, ya que el abordaje es intraoral. La cirugía dura unos 60 minutos y tras el procedimiento el paciente puede volver a su domicilio.

No. Las bolas de Bichat son acúmulos localizados de grasa, bien delimitados, que son eliminado casi en su totalidad durante la bichectomía. Aunque se engorde, este deposito de grasa no vuelve a aparecer.

Se trata de una cirugía con resultados inmediatos con una alta satisfacción por el paciente por su sencillez y escasas molestias.

Durante las primeras 24h es clave la aplicación de frío local constante para disminuir el edema postoperatorio. Es recomendable dieta blanda y templada durante los primeros 2-3 días. La higiene oral debe ser diaria y después de cada comida para mantener limpia la herida.

Es necesario reposo relativo durante la primera semana, evitando esfuerzos físicos moderados.

Los puntos serán retirados a los 7 días, en la primera visita de control.

Se trata de una cirugía con resultados inmediatos con una alta satisfacción por el paciente por su sencillez y escasas molestias.

Durante las primeras 24h es clave la aplicación de frío local constante para disminuir el edema postoperatorio. Es recomendable dieta blanda y templada durante los primeros 2-3 días. La higiene oral debe ser diaria y después de cada comida para mantener limpia la herida.

Es necesario reposo relativo durante la primera semana, evitando esfuerzos físicos moderados.

Los puntos serán retirados a los 7 días, en la primera visita de control.

Son muy poco frecuentes, casi anecdóticas. Las más frecuentes son hematomas, infección de la herida, edema o asimetrías en la cicatrización.